Mercabarna-flor, Barcelona / Willy Müller

El recientemente inaugurado Mercabarna-flor, se ubica fuera del recinto de Mercabarna, muy cerca de la terminal de carga del aeropuerto de Barcelona en unos terrenos pertenecientes a Sant Boi y El Prat de Llobregat.

Mercabarna-flor

El nuevo mercado de la flor que triplica la superficie y el horario comercial del antiguo ha supuesto una inversión de 24 millones de euros, cuenta con 15.000 metros cuadrados edificados en dos plantas dentro de una parcela de 44.000 metros cuadrados. Este centro pretende convertirse en un punto de referencia en el comercio mayorista de flor, planta y complementos tanto a nivel estatal como europeo.

El encargado del proyecto es el arquitecto argentino afincado en Barcelona, Willy Müller, cuyo objetivo consistió en hacer de la nace industrial un centro de arquitectura moderna coronada con una gran cubierta de varios niveles y tonalidades que simbolizan los colores de las flores.

El proyecto tiene en cuenta los diferentes productos que se comercializan. Por esta razón el mercado de la flor está dividido en tres zonas con diferentes ambientes climáticos, una de ellas destinada a la flor cortada, otra destinada a las plantas y finalmente otra destinada a flor seca y complementos.

Con el fin de contribuir con el ahorro energético en el edificio de Mercabarna-flor se ha instalado una alfombra de placas fotovoltaicas de 3000 metros cuadrados y un sistema de climatización de bajo consumo energético que protege a las flores de cambios bruscos de temperatura.

También se han colocado contenedores industriales para el reciclaje con el fin de aprovechar el 80% de los residuos generados en Mercabarna-flor. El aprovechamiento del agua de lluvia también juega un papel importante ya que se recogen 150 metros cúbicos en un depósito que luego es utilizado para la limpieza.

Mercabarna-flor cuenta con escuelas de arte floral, salas de formación permanente, salas de manipulación para elaborar trabajos florales, restaurantes y cafeterías. También dispone de una zona de carga y descarga de 240 metros lineales así como un aparcamiento alrededor del recinto con 450 plazas.